Reflexiones con monóculo. La importancia de contar historias y la intra-narración.

Los aventureros disfrutan luchando contra los dragones, saqueando tesoros, descifrando enigmas, conjurando hechizos o cortando las bolsas de algún despistado mercader. Yo en cambio, prefiero ese momento en el que todos acaban reunidos entorno a un fuego, y cada uno arroja una pequeña parte de historia para avivarlo.

Aunque disfruto con la acción y la experiencia, son las historias y la forma de contarlas lo que de verdad me apasiona. Los relatos se pegan a la piel de las personas, cada palabra y cada vivencia nos impregna y acaba fundiéndose en nuestra memoria y nuestra identidad.

Los juegos de escape son una herramienta maravillosa para contar (y contarnos) historias. A veces esos relatos tienen que ver con la propia aventura (adentrarse en un templo en ruinas o escapar de un laboratorio infectado) pero a veces esos relatos son más íntimos, personales y enrevesados (sentir un subidón por resolver un enigma el primero, verse obligado a traicionar a los compañeros o sentir la tensión de un bloqueo mientras el tiempo avanza sin parar. A este segundo tipo de relatos les llamaremos eventos de intra-narración. Son las historias que surgen por el hecho de escuchar o participar en las historias.

indiana jones
En Indiana Jones el relato trata sobre la caza del pequeño ídolo dorado. A la vez se generaría una intra-narración de forma simultanea si esto fuera una sala de escape. ¿Seré capaz de hacerlo? Si lo logro me definiré como una persona habilidosa pero… ¿Que consecuencias tendrá fallar para mis compañeros?

En una sala de escape todos participamos de una historia marco mientras la propia acción genera una intra-narración sobre lo ocurrido y en ella pueden haber también héroes, villanos, vencedores, traidores o vencidos.

mastercheff
En Masterchef utilizan las pruebas para “generar” intra-historia. Tienen también un pequeño confesionario donde los participantes cuentan como les ha ido durante la prueba, Así los espectadores conocen la historia general y las intra-historias personales de cada participante.

He tenido la suerte de vivir algunas salas de escape donde una pequeña parte ha sido especialmente diseñada para ofrecer una experiencia muy clara de intra-narración. En una se introdujo una dinámica de roles ocultos, donde algunos compañeros debían de traicionar al grupo. En otra el grupo se dividía y el avance o bloqueo dependía en algunos momentos del grupo que no estaba presente. Recuerdo con mucho cariño como en otra sala el director de juego nos enfrentaba entre nosotros como parte de la experiencia. Cuando el diseño de la sala tiene este elemento en cuenta el resultado siempre ha sido espectacular. Esto ocurre porque a la hora del diseño de experiencia de usuario de la sala no solo se tiene en cuenta la calidad de la experiencia como grupo, sino también como individuo dentro del grupo, lo que hace que el diseño sea mucho más profundo y disfrutable. Asignar roles dentro de un grupo (El que lleva la linterna, el que se comunica con el máster, el que debe portar siempre un objeto, el que tiene un poder especial hace que cada uno tenga una pequeña historia especial que contar al terminar la jornada.

Me despido de esta entrada ahora que las ascuas de este fuego están casi extintas. Espero que hayáis disfrutado con esta pequeña hoguera y que pueda compartir más adelante alguna que otra tarde de humo, fuego y buenas historias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s